Pide cita Resolvemos tus dudas

¿Qué es la reserva ovárica?

Paloma De la Fuente – Directora médica en Yes! Reproducción


Conocer qué es la reserva ovárica es clave para entender muchos aspectos relevantes de la salud reproductiva de la mujer, sobre todo si estás pensando en ser madre en este momento o en el futuro.

La mujer nace con una dotación de ovocitos (reserva ovárica) que oscila entre 700.000 – 2.000.000 de ovocitos. Esta dotación no se regenera como ocurre en los hombres, sino que con el paso de los años va reduciéndose, llegando a la pubertad con aproximadamente unos 400.000 – 500.000, de los cuales sólo unos 500 llegan a ovularse a lo largo de la vida. Esta es la razón por la que la edad es muy importante en el proceso reproductivo, porque a medida que va pasando el tiempo la reserva ovárica va disminuyendo así como la calidad ovocitaria y con ambas la probabilidad de conseguir un embarazo de manera natural.

A partir de los 35 y con más intensidad entre los 37 y los 40 años, se produce un importante descenso de la reserva ovárica.

A partir de los 40 años la reserva ovárica suele verse especialmente comprometida hasta su completo agotamiento entre los 45 y los 55 años de edad.

Además, hay otros factores que podrían producir disminuciones de la reserva ovárica:

– Obesidad.
– Contaminación.
– Exposición a sustancias tóxicas como pesticidas.
– Consumo de cafeína, tabaco, drogas o alcohol.
– Hábitos de vida poco saludables.
– Tratamientos médicos y quirúrgicos.
– Patologías como endometriosis o infecciones de órganos pélvicos.
– Radioterapia y quimioterapia.

¿Cómo se mide la reserva ovárica?

Existen indicadores en forma de pruebas que pueden ayudarnos a saber cómo es nuestra reserva ovárica.

– Recuento de folículos antrales.

El folículo antral es una pequeña esfera que contiene un óvulo inmaduro. El recuento de folículos antrales se realiza mediante una ecografía transvaginal que suele realizarse entre los días 3 y 5 del ciclo mensual.

En líneas generales, si la mujer tiene entre 5 y 10 folículos en cada ovario podríamos decir que cuenta con una reserva normal. Sin embargo, cuando se observan menos de 5 folículos por ovario, las probabilidades de embarazo son menores.

– AMH (Hormona antimulleriana)

Es producida a nivel folicular.
Son valores normales los comprendidos entre 1 – 3 ng/ml.
Esta hormona debe medirse durante la menstruación, no importa qué día.

– FSH (Hormona Folículo Estimulante)

Constituye un marcador hormonal indirecto. Se produce a nivel cerebral y es la hormona que determina el crecimiento folicular. Cuando la reserva ovárica disminuye, la FSH aumenta sus niveles, pues su misión es favorecer el crecimiento folicular.

Son adecuados valores entre 6 y 9mUI/ml.

Si la FSH se encuentra por encima de 13 mUI/ml puede considerarse un marcador indirecto de reserva ovárica comprometida, aunque es posible que exista una FSH por encima de 10mUI/ml con reserva ovárica normal.

Para medir la FSH se realiza un análisis de sangre entre el día 3 y el 5º del ciclo ovárico.

Reserva ovárica y embarazo

A medida que la reserva ovárica disminuye, también lo hace la probabilidad de embarazo de forma natural.

Además, la reserva ovárica es un factor limitante, no sólo del embarazo natural, sino que puede condicionar el éxito de algunos tratamientos de reproducción asistida. Por todo ello, hacer un diagnóstico temprano es importante, ya que, de esta manera, podemos mejorar la respuesta en la fase de estimulación ovárica durante un tratamiento de reproducción asistida.

Conocer el estado de la reserva ovárica nos permite también hacer una planificación de la maternidad, ya sea por cuestiones médicas o por decisión personal. Hoy en día la medicina nos permite congelar los óvulos para que puedan ser fecundados en el futuro con mayor garantía de éxito.

2019-10-29T13:44:50+00:0012/07/2019|Producción propia, Sin categorizar|

Deja tu comentario