Plan Yes!2018-12-11T13:43:05+00:00

Deseamos que seas mamá.

Plan Yes! Reproducción: si no te quedas embarazada tu tratamiento es gratuito

Descripción

Plan Yes! es un tratamiento integral enfocado a incrementar la probabilidad de conseguir un embarazo.

La realización de cada prueba y cada técnica de reproducción forma parte de un plan global bien organizado permitiéndonos alcanzar porcentajes de éxito acumulado que superan el 90% en pacientes seleccionados.

Confiamos tanto en nuestra profesionalidad que en caso de no conseguir el embarazo, los pacientes no pagan el tratamiento, recuperando el importe abonado mediante Plan Yes!

Plan Yes! Desafiamos el no

Acudir a una clínica para comenzar un tratamiento de reproducción asistida deriva de mucho tiempo de reflexión. Y una vez que hemos dado el paso nos damos de bruces con una difícil realidad, los tratamientos de reproducción asistida son costosos y puede que su resultado no tenga éxito con lo que al final del camino puede que nos quedemos como estábamos, pero habiendo desembolsado una significativa suma de dinero. El centro Yes! Reproducción es consciente de esta realidad sobre la medicina reproductiva y desea cambiarla a través del Plan Yes!, consiste en un proceso donde el centro desplegará toda una batería terapéutica formada por los tratamientos, las pruebas y las técnicas más avanzadas científicamente hasta lograr obtener el embarazo. Obviamente, los profesionales médicos nos irán consultando y proponiendo las mejores opciones, pero esto no afectará a nuestro bolsillo. Todo estará ya incluido.

Una de las características que pone de relieve este nivel de profesionalidad y confianza es que, si tras el desarrollo del Plan Yes! no se consigue éxito, el centro os devuelve el 100% del precio abonado por el tratamiento, sin trampa ni cartón. Si no hay embarazo recuperáis el dinero. Así de simple y honesto.

Tras los años de experiencia acumulados del equipo de Yes! Reproducción, sabe que con el despliegue que supone el Plan Yes! la tasa de éxito media acumulada supera el 90%, frente al 40% de éxito que tiene un tratamiento de Fecundación In-Vitro normal e individualizado.

Y que esto es posible si el tratamiento se visualiza como un proceso continuo, donde las decisiones se toman bajo una perspectiva global y personalizada, nunca como una consecución de tratamientos aislados.